Encontrando a Dios online: preguntas y respuestas con Andy Alexander SJ

134

Andy Alexander, S.J., es un sacerdote Jesuita que funge como  director de la  Oficina del Ministerio de Colaboración, y cofundador de la página web Ministerios en Línea, de la Universidad de Creighton  en Omaha, Nebraska, donde él creció también. También es coautor de dos libros, Orando en Cuaresma: Renovando nuestras vidas en el trayecto de Cuaresma (2009) y Retiro en el mundo real: Encontrando la intimidad con Dios donde sea que estés (2008), ambos publicados por Loyola Press. Sus escritos sobre temas espirituales también han aparecido en una variedad de lugares incluyendo la página web de la Red de Solidaridad Ignaciana.

Recientemente entrevisté al Padre Alexander por correo electrónico sobre su trabajo para compartir la espiritualidad Ignaciana en línea.

Usted trabaja con los Ministerios en línea de la Universidad de Creighton. ¿Cómo le lleva este ministerios la espiritualidad Ignaciana a las personas en una nueva manera?

Yo pienso que nuestros Ministerios en Línea ayudan a las personas ocupadas a conectarse con una tradición espiritual que cree que nosotros podemos buscar y encontrar una intimidad con nuestro Dios en el seno mismo de nuestras complicadas vidas. Creo que la “novedad” de nuestro sitio es que tratamos realmente duro de evitar la “jerga” y decir las cosas sencillas. Y, a medida que hemos recibido retroalimentación de todas partes del mundo, hemos sido capaces de continuar adaptándonos para responderles a las necesidades de las personas que nos han dicho, a las solicitudes que las personas nos han hecho.

¿Qué inspiró este ministerio?

Cuando Maureen McCann Waldron y yo comenzamos la página web Ministerios en Línea, la desarrollamos como apoyo a nuestra propia facultad y personal, para su alimento, de manera que ellos pudieran contribuir con nuestra misión Católica y Jesuita. Comenzamos con un grupo de profesores  y personal a quienes invitamos a escribir reflexiones diarias sobre las lecturas de las Escrituras del día. Cuando comenzamos a recibir retroalimentación de todas partes del mundo, nos dimos cuenta de cuan útil era para las personas hambrientas de todos lados, y cuan poderosa la red se estaba convirtiendo.

Nuestra propia facultad y personal nos empezó a pedir que los ayudáramos a entrar en los Ejercicios Espirituales, por lo que Maureen y  yo nos pasamos ocho meses ¨traduciendo¨ los movimientos de Ignacio en una experiencia espiritual en línea que las personas ocupadas pudieran hacer. Larry Gillick, S.J., agregó una reflexión semanal y Don Doll, S.J., nos dio una foto cada semana. Después, nos llegaron solicitudes de poner el retiro en varios idiomas por lo que ahora está en siete idiomas, incluyendo chino y árabe.

Después, fuimos inspirados por historias que personas nos enviaban para preparar los recursos que tenían que ver con las estaciones del año de la Iglesia, así fue como creamos sitios como Orando el Adviento, Orando la Cuaresma, Celebrando Navidades, Celebrando Pascua y Orando en Tiempos Ordinarios.

El número de Jesuitas que imparten estos retiros los fines de semana en nuestra casa de retiro en las afueras de Twin Cities nos llevó a pedirle a la casa de retiro que grabara los retiros y los pusimos en nuestro sitio web, un recurso tremendo para las personas que no tienen el tiempo o dinero para hacer estos.

Los sitios web Católicos, incluyendo otros portales de espiritualidad Ignaciana como el Espacio Sagrado, a veces se sienten que tienen poco valor hoy en día. ¿Cómo se destaca los Ministerios en Línea de Creighton?

Yo pienso que nos destacamos mayoritariamente porque entramos en esto desde muy temprano. Estuvimos entre los primeros sitios web de espiritualidad en el mundo cuando comenzamos en el año 1998 — justo nueve años después de que la red comenzara. Y, nosotros estábamos conectados en todos lados de la internet. También creo que tuvimos la ventaja en esto, en que nosotros, en todos estos años, cerca de 50 profesores y personal escribían nuestras reflexiones diarias. Teniendo estas variadas y diversas voces han ayudado a muchas personas. Nos hemos centrado en ayudar a las personas comunes encontrar la intimidad con Dios en su vida cotidiana. Pienso que hemos trabajado muy duro manteniéndola no teológica y muy pastoral y nos mantuvimos moldeando lo que ofrecemos basados en la retroalimentación que recibimos.

Finalmente, tomamos una decisión clave en los primeros años basados  en el hecho que estábamos escuchando de muchas personas en el tercer mundo, con una conexión básica de internet. Por esto, hemos mantenido el sitio simple y evitamos muchos cambios en banda ancha que pudiera hacerlo más llamativo, pero que pudiera cortar a personas que están en los mismos márgenes de la tecnología. Creo que hemos inspirado muchas imitaciones e innovaciones. El movimiento para servir y promover la fe en línea ha sido uno de los movimientos más grandes a nivel mundial de los últimos 18 años.

¿Qué principios de la espiritualidad Ignaciana, incluyendo fuentes como los Ejercicios Espirituales, son más propicios para el ministerio en línea?

Una inspiración clave que nos llegó temprano en nuestra preparación en nuestra versión del movimiento de los Ejercicios fue el preguntar cual era el resultado que Ignacio desearía para alguien que hiciera los Ejercicios. Tomando nuestra señal de su texto, el quería que las personas que pudieran discernir los movimientos de Dios en sus corazones y pudieran aplicarlo en encontrar la intimidad con Nuestro Señor y Salvador cada día, en nuestra ocupada vida. Por lo que, hicimos que este deseo terminara como un medio de diseño del retiro. Resolvimos ayudar a las personas a aprender a convertirse en contemplativos en acción, mientras hacían el retiro.

La segunda idea clave llegó de las anotaciones 18 y 19. La primera es para ejercicios ligeros para personas ignorantes de quienes se espera poco fruto. La segunda es para personas que no pueden alejarse por 30 días pero que tienen tiempo para orar por una hora y media, pero que pueden acceder a y  reunirse con un director cada semana por ocho meses. Nos dimos cuenta que una gran parte de la raza humana caía entre estas dos anotaciones y fuimos lo suficientemente audaces para imaginar que a Ignacio le hubiera gustado una nueva anotación: “Adaptar estos Ejercicios para las personas ocupadas, que no sean capaces de encontrar un director o que no tienen tiempo o entrenamiento para orar formalmente por hora y media, de modo que ellos puedan moverse a través de ellos en medio de sus vidas, experimentando estas gracias con la siguiente orientación.”

Por lo tanto ofrecemos una “Guía” para cada semana, en la que invitamos a las personas a colocar en el fondo de su vida cotidiana —  interactuando con las cosas reales de sus vidas. Cada semana, hay gracias para pedir y maneras de reflexionar sobre aquellas gracias mientras nos movemos a lo largo de nuestra vida.

¿Cuáles son algunas de las gracias que has experimentado en este ministerio?

Una gracia ha sido simplemente saber cuantas personas están siendo atendidas. Notamos hace años que podemos trabajar muy duro para preparar una charla para una multitud de 50 personas en el campus, y luego podemos  escribir una reflexión o un recurso que es abierto 5.000 o 6.000 veces en la siguiente semana y permanece como un recurso por mucho tiempo.

Otra gracia ha sido la retroalimentación que hemos recibido de muchos lugares especiales. Una mujer escribió desde Haití sobre como nuestro sitio le ha fortalecido su fe y confianza en Dios en sus esperanzas para su familia y su nación. Una mujer nos escribió desde Arabia Saudita donde su Biblia, crucifijo y rosario fueron confiscados en la frontera cuando fue allí con su esposo por su trabajo. Ella escribió para decirnos que ella estaba haciendo los Ejercicios en Riad, lejos de cualquier centro de retiro. Una mujer en una zona de guerra en el norte de Serbia escribió para decir que era una bendición para ella el escuchar el retiro del Padre Shanahan, el cual había descargado en su MP3, mientras iba en su bicicleta al trabajo.

El Obispo Jin (el ahora fallecido Obispo Jesuita de Shanghái) nos consoló cuando escribió para pedirnos permiso para imprimir nuestro retiro en chino en su revista mensual que llega a las personas de la Asociación Patriótica Católicas Popular y más allá. Muchas historias como estas han sido experiencias de gracia para nosotros.

¿Cuáles son algunos retos que usted ha enfrentado en el trabajo?

Al principio, algunas personas se burlaron de nosotros por usar la red en absoluto. Decían que era un “juguete” y que no era un lugar para un trabajo serio y ciertamente no un lugar para el ministerio espiritual. Algunos Jesuitas escribieron para objetar nuestra adaptación de los Ejercicios de la manera que lo hicimos. Dijeron que las personas no estaban haciendo los Ejercicios realmente. Respondimos explicándoles que estábamos claramente ofreciéndoles “los movimientos de los Ejercicios.” También les explicamos que parecía que la única manera de hacer los “Ejercicios completos” era hacer el retiro de 30 días, como Ignacio lo describe en la anotación #20. Todo lo demás — incluyendo los retiros de ocho días, retiros de predica, retiros de fines de semana — son todos una adaptación de los Ejercicios.

Recuerdo preguntándole a un Jesuita que si el estaría feliz que miles de personas estuvieran usando nuestro sitio para “lecturas espirituales.” El estuvo de acuerdo que sería bueno. Después, le pregunté, si sería bueno si esta lectura fuera alrededor de los temas de los Ejercicios, y el nuevamente estuvo de acuerdo que sería bueno. Finalmente, le pregunté si el pensaba que sería bueno para algunas personas que actualmente estaban orando mientras hacían sus lecturas y reflexiones sobre los movimientos de los Ejercicios, Y, el finalmente estuvo de acuerdo que estaría bien.

¿Qué tipo de retroalimentación usted escucha de las personas?

Una de las grandes decisiones que hicimos desde el principio fue permitirle al sitio ser interactivo. Así, en el primer nivel, cada reflexión diaria le permite al lector escribir directamente al escritor. Cuando uno de nosotros escribe una reflexión el o ella recibe un  buen número de correos electrónicos de personas expresando su gratitud y a veces comparten por qué algo de la reflexión los tocó. Esto nos ha mantenido a todos nosotros los escritores anclados a la experiencia de la personas y llenos de consuelo..

Permitirles a las personas enviarnos retroalimentación al finalizar el retiro en línea fue una gran decisión. Aquí están sólo algunos comentarios de los cientos que hemos recibido:

“Ha sido maravilloso, Jesús se ha convertido en alguien mucho más real y significativo para mí. El retiro fue una experiencia de crecimiento significativo y espiritual. Siento mucho que haya terminado. Estoy retirada y mi esposo está incapacitado y el hecho de que  esto no me costo nada fue una opción maravillosa. Muchas de las cosas que veo tienen un costo y no puedo encajarlas en mi presupuesto. Muchas gracias por hacer de este retiro una experiencia tan significativa.”

“Me salvó mi vida. Ha salvado mi matrimonio. Me ha dado una nueva relación profunda con Jesús. Me a dado un sistema de apoyo. Me ha dado esperanza. Me ha dado coraje para seguir adelante y arriesgarme a hacerme una cirugía riesgosa. Me ha dado  fortaleza para vivir cada día poniendo mi vida en las manos de Dios. Me ha dado ojos para ver, oídos para oír, y un corazón para amar en maneras nuevas y diferentes.”

Muchos Católicos queremos orar, y algunos incluso queremos hacer un retiro Ignaciano, pero las casas de retiro y los libros a menudo cuestan más de lo que queremos comprometer. ¿Cómo los Ministerios en Línea de Creighton se relacionan a los ministerios más tradicionales de la espiritualidad Ignaciana?

Hemos escuchado de un número de casas de retiro, decirnos que ellos refieren a sus ejercitantes a nuestro sitio. No nos ven como ¨competencia¨ de sus trabajos sino como un tremendo recurso para sus ejercitantes.  Y, unas cuantas personas que han probado esta espiritualidad en nuestro sitio han encontrado a un director espiritual, o leen más, o hacen un retiro en una casa de retiro Jesuita.

¿Qué le diría a alguien acerca de probar la espiritualidad Ignaciana por primera vez?

Le decimos a las personas que hacen el retiro en línea por primera vez que “Confíen en Dios. Confíen en ustedes mismos. Y, confíen en este proceso.” También le decimos a las personas lo que el Papa Francisco ha estado diciendo. Orar es una relación. No es decir oraciones, sino una relación personal.

* Autor: Sean Salai, S.J., escritor que contribuye en America Magazine
* Artículo reproducido con el debido permiso de America The National Catholic Review. America The National Catholic Review no se hace responsable por la traducción. La traducción ha sido realizada por Francisco Luciani para Teología Hoy.

Descargar como:  PDF |   Microsoft Word |   Texto Plano   –     Imprimir Artículo